Descubrí a Magdalena Berny hace unos años, casi por casualidad y …. me enamoré de sus retratos. De su maestría con la luz y con los colores, de la atmósfera mágica que desprende cada una de sus tomas.  Hacer un taller con ella ha sido desde entonces una de mis asignaturas pendientes y cuando surgió la posibilidad dije que sí sin dudarlo un momento.  Conocerla en persona ha sido otro descubrimiento. La persona es tan increíble como la magia que crea con su cámara. Es cercana y amable, una gran comunicadora y desprende energía y vitalidad. En definitiva  que he pasado dos días en los que se me caía la baba sin poder ni querer remediarlo :-).

El taller ha sido también una oportunidad de reencontrarme con amigas y de conocer a otras nuevas, de cargar pilas y de volver llena de energía y de ganas de seguir avanzando en la profesión que he elegido.

 

fotografos niños granada

fotografos niños granada

fotografos niños granada

fotografos niños granada

fotografos niños granada

fotografos niños granada

fotografos niños granada

fotografos niños granada